Historia de Almería


Su historia data de muchos siglos atrás, fue creada el año 955 d.c por Abderramán III, califa de córdoba quien en un principio la llamo Al-mariyat que quiere decir espejo de mar, para vigilar sus costas e impedir el desembarque de los escandinavos. Fue la ciudad más importante y prospera después de córdoba, También fue el puerto más importante de la península ya que ahí vivía el almirante Ibn Maymun el segundo poder con 300 naves que anclaba en el puerto, quien fue envenenado por Almanzor envidioso de su poder.

En 1009 llega a su fin el califato de córdoba con la muerte de Hixem II, dando lugar a los reinos de taifas dando lugar al de Almería que tendría su primer rey Hayram. Los cristianos al mando de Alfonso VII en 1147 tomaron la ciudad por 12 puntos diferentes, dando lugar a que más de 10.000 habitantes huyeran hacia Murcia, y otros 20.000 se refugien en la Alcazaba hasta 1157. Después de 10 años los almohades la reconquistaron. Siendo nuevamente reconquistada por los reyes católicos en 1489. En 1522 un funesto terremoto destruyo la ciudad y redujo la población a 700 habitantes que se ubicaron alrededor de la catedral destruida en su totalidad, Fue cuando Fray diego Fernández de Villalan, obispo de Almería mando construir la actual catedral de Nuestra Señora de la Encarnación. Cuyo aspecto exterior le da clara apariencia militar, ya que se trata de una de las únicas catedrales fortaleza de su clase en España.


A comienzos del siglo XVIII, empiezan a mejorar las condiciones socioeconómicas y desaparece el peligro de los piratas berberiscos, renace la agricultura se reinicia el comercio marítimo y nace la explotación minera que tanto beneficios le aporto en el siglo XIX, se crearon nuevos barrios alrededor de los antiguos caminos, los cuales terminaron convertidos en calles.

El 15 de marzo de 1810 las tropas francesas la ocuparon comandadas por el general Godinot, y ofrecieron resistencia los guerrilleros Mena, Villalobos y Arostegui. En 1812 los franceses se retiraron siendo vencidos en la batalla de los Arapiles.

Fernando VII retomó el poder en 1814, y con el llego el Absolutismo y la derogación de las cortes de Cádiz de 1812, también tuvo lugar la matanza de los colorados en 1824.
En el reinado de Isabel II se implanta en España el régimen liberal. En 1833 la ciudad pasó a ser capital de la recién creada provincia de Almería, desligándose del Reino de Granada. Esta serie de acontecimientos junto con la restauración económica dio paso a una importante transformación urbana que se inició con la Desamortización de Mendizábal (1836) en la cual desaparecieron muchos conventos que junto con sus huertos que lograban ocupar gran ´parte del recinto dividido por murallas. Ya en 1855 se continúo con el derribo de las murallas que hizo posible la expansión urbana hacia levante. Debido a esta expansión surgen nuevas calles, como el paseo de Almería o la puerta de purchena.

>> Comunidades Autónomas >> Andalucía >> Almería